Escribe tu Email para recibir actualizaciones del Blog

miércoles, 1 de julio de 2015

Carta de un Mal-Criado a Enrique Peña Nieto

Sr. Presidente Enrique Peña Nieto


Presidente de la República Mexicana y mero macuarro de todos los mexicanos:

Me da un chingo de gusto que ya, hayas sido dado de alta esta mañana, de tu operación de la vesícula biliar y que tus médicos de cabecera, enchinga te hayan atendido y operado en caliente, a las 3 horas de haber sentido usted el primer dolorcito, aplaudo también que no lo hayan tasajeado y le hayan extraído el mal utilizando técnicas modernas para que usted no tenga cicatrices posteriores. Me sorprende que en medio día le hayan quitado la vesícula biliar y que toda la bola de suripantros hayan dado una conferencia de prensa, dando pelos y señales de cuantos curitas y mejoralitos se utilizaron en esa operación récord ¡Aplausos!. 

El motivo de esta carta que le escribo es por la sencilla razón de que soy Sonorense y aqui somos como los tiburones: "No nos andamos con mamadas" y me atrevo a escribirle para hablarle de frente como me enseñaron mis abuelos, hablando siempre con la "neta" y con franqueza. Ojalá que todos los mexicanos pudiéramos acceder a los servicios médicos que usted tiene: "Señor Presidente, óperese en el IMSS para que vea lo que se siente". Señor Presidente Enrique Peña Nieto quisiera pedirle de favor que si no me puede prestar el equipo médico que lo intervino a usted qirúrgicamente para que puedan también operar a mi santa madre Edalia Cruz Esqueda, quién padece del mismo mal de la vesícula biliar y que le han postergado su operación desde hace más de 100 días en el IMSS de Ciudad Obregón en Sonora, aguantándose los fuertes dolores por más de tres meses y que usted mi Presidente Enrique Peña Nieto no aguantó ni siquiera medio día. 

Va cada semana a consulta y ¡Nomás! me la mandan para atrás con paracetamoles y le dan cita para sacar otras citas para en un futuro no muy lejano poder tener la cita de citas, para poder operarla. 

Señor Presidente si usted quiere corroborar esto, mi madre Edalia el martes a las 3:30 de la tarde tiene cita en el centro de especialidades 1 del IMSS Ciudad Obregón Sonora para apenas darle otra cita para la operación de su vesícula, mientras tanto tiene que seguir aguantándose los pinchis dolores que trae desde hace más de 100 días. Presidente Enrique Peña Nieto, no es mucho pedir que me prestes el mismo equipo médico con el que fuiste operado para quitarle el mismo mal a mi Madre, no importa que no den conferencia de prensa y que ya le quiten esos dolores que ha traído por más de 3 meses y que es casi como sacarse la lotería para que la puedan operar, ya que parecen rifas las operaciones en el IMSS, ya que solo las realizan para los pocos afortunados. 

Respetuosamente: Germán Osuna Cruz
PD: "Deseo de todo corazón, no le pase nada a mi Madre esperando su operación de la vesícula en el IMSS porque te lo voy a estar recordando todos los días de tu vida ¡Ahhh! Y Por favor no le digas a mi "Jefa" que yo te dije de su enfermedad porque ella aún confía en sus instituciones y ella no tiene la culpa de haber tenido un hijo tan malcriado, chapo y además picudo"

No hay comentarios:

Publicar un comentario